11 de Noviembre, 2004


La polemica del Indulto y Nuestro Señor el Rico

La polémica sobre el Indulto esta servida. Tras las declaraciones del presidente extremeño en las ultimas fechas, nos preguntamos la razón de que si tiene tantos datos y puesto que no se puede amparar en el hecho de ser sacerdote y secreto de confesión, no los hizo públicos en su día para ayudar a un amigo y salvar a un inocente como él dice, en contra de la opinión del Tribunal Supremo.

Lo mejor que puede hacer el gobierno a nuestro modo de ver, es seguir con el procedimiento legal prescrito y cuando llegue el momento de la verdad,. Negarlo, tanto por razones políticos como morales.

Sale periódicamente en los medios de comunicación la historia de un delincuente juvenil condenado, que por una serie de cosas la sentencia no se cumplió, el criminal se reinserto porque maduro, estudio, encontró el amor, etc. formando una familia y un trabajo estable y a los muchos años se entera que tiene que entrar en la cárcel cuando ha rehecho su vida y es un miembro productivo de la sociedad tras los errores de juventud. Tras la noticia inicial generalmente dejamos de saber si esa persona ha tenido o no la Gracia de un indulto, aunque posiblemente en muchos casos haya tenido que entrar en la cárcel aunque se le acabe por dar el indulto.

Sabemos que esto puede sonar demagógico, pero esta gente merece mucho mas los indultos, que unos políticos o altos funcionarios que han sido condenados por malversación de fondos y sospechosos y / o imputados de una forma u otra en crímenes peores en una democracia. Pero claro, estos si tiene amigos tan importantes como los que firmaron el indulto.

LA solución para que el Gobierno no se vea criticado, es trasladar a los reos a Málaga y que en Semana Santa, por el privilegio de la Cofradía de Nuestro Señor Jesús el Rico, otorgado en el reinado de Carlos III, la figura del Santo Titular les indulte según marca la tradición.

Saludos a todos.

Presentaciones y conferencias universitarias

En esta semana hemos tenido el ejemplo de dos políticos importantes de nuestro país(uno en activo y otro inactivo dedicado a la docencia internacional), que con sus declaraciones han hecho mucho daño a sus respectivos partidos.

En primer lugar tenemos al señor Rodríguez Ibarra que ha deslegitimado a un ministro de su propio partido por intereses personales y por amiguismo.

El segundo caso, como creemos que se habrán dado cuenta, hace referencia al Profesor No Numerario más famoso de nuestro país, don José Maria Aznar. Es natural que quiera visitar a un amigo, pero ninguno de nosotros dice públicamente en ninguna conferencia “he visto a mi amigo Perico el de los palotes”.

Cuando don José Luis visito Marruecos, durante la crisis con los embajadores, desde el PP y el Gobierno Aznar le criticaron ya que dejaba “con el culo al aire” (como diría don Juan Carlos) a la política del gobierno de su país. En la minitertulia de Tele 5 con la gran moderadora Carolina Ferre, Rafa Torres le acusaba de traicionar a su país. Sin llegar a esos extremos, no esta siendo leal al gobierno legitimo de su país, aunque no le guste este. Debemos señalar que a muchos españoles ese gobierno tampoco le gustaba y no pasaba nada, para eso están las elecciones. No sabemos si es conscientemente o no, pero esta dañando la imagen publica de nuestro país, además de insultar a parte de la población española que no piensa como él. Esperemos que no este diciendo que quien no piense como él se tenga que exiliar si vuelve al poder alguien como el ex – presidente, porque esa época ya paso. Por suerte, en la democracia se puede opinar lo que se desee siempre que no se ofenda a nadie. EL monolitismo mental solo es propio de regímenes dictatoriales y eso suponemos y esperamos no es lo que defiende don José Maria.

A estas declaraciones de desgaste sobre el gobierno, se le debe sumar el daño que esta haciendo a su propio partido, ya que esta condicionando la política de su sucesor designado, don Mariano, el cual tendrá que ir soltando lastre y marcando cual va a ser el rumbo tanto en política nacional como internacional, que siga el PP en esta nueva singladura, si aspira a corto plazo a ser una alternativa seria de gobierno. Suponemos que los intereses del Partido están por encima de los intereses individuales.

Eso lo sabia hasta el señor Spock en Star Trek II La venganza de Khan. Esperemos que don Juan Carlos y don José Maria también se den cuenta de eso y actúen en consecuencia para defender los intereses más amplios de sus partidos y de lo que realmente nos importa, los intereses de nuestro país. Aunque se nos olvidaba, que el personaje de Spock era la encarnación de la lógica y nadie ha demostrado científicamente que nuestros políticos puedan actuar con esta salvo para defender sus propios intereses.

Saludos a todos.

El Indulto y don Juan Carlos

El pasado martes día 9, durante la presentación de un libro, don Juan Carlos Rodríguez Ibarra, pronuncio unas frases antológicas en la Historia Política, referidas a cierto indulto y sobre el legitimo gobierno de nuestro país, tan legitimo o más que el gobierno autonómico de don Juan Carlos.

No vamos a entrar a enjuiciar si el electorado extremeño se ha equivocado o no, porque en democracia nunca se equivoca. Debemos señalar que para muchos analistas posiblemente sea tan incomprensible la victoria de Bush en EE.UU. como las de Rodríguez Ibarra en Extremadura, en base a los argumentos que dábamos sobre la legitimidad de los EE.UU. siendo una de las comunidades europeas más pobres hasta mayo del 2004. Si vamos a entrar a valorar su figura como dirigente socialistas.

Pensamos que don Juan Carlos no hace mas encarnar ese viejo espíritu del PSOE, que hizo que el electorado español les expulsase del poder tras todos los escándalos de corrupción y de cosas aun peores, sobre todo en el Ministerio de Interior, que recordaba mas bien al extinto de Gobernación. Aun se cree don Juan Carlos, que ellos y la corriente que representan ciertos individuos, que no es la dominante esperemos en el PSOE, son la progresia española y que el país es un cortijo para su disfrute.

El presidente extremeño, tiene la virtud de decir muy de vez en cuando pocas cosas con sentido y coherentes aunque las formas debemos reconocer, no son su fuerte, mientras que la mayoría de las veces son verdaderas "salidas de tono", siendo generosos, que no son ni correctas ni en la forma ni en el fondo.

En las declaraciones que hizo, se ve que primaron los intereses personales y de amistad, mas que el bien común del país, de los intereses de su partido y del gobierno al que sostiene. Con "compañeros respetados" como Don Juan Carlos, en palabras del ministro de Justicia, no es necesario que el PP haga oposición. El mismo ha dañado la imagen de su gobierno y ha tachado de incompetente a un ministro que además de compañero, ha demostrado mayor educación e inteligencia. Que sigan así dentro del PSOE, que pronto tendrán que volver a ejercer de opositores.

Saludos a todos.