Un nuevo show en la Comision del 11-M

Personalmente nos da lo mismo si los comisionistas del 11-M se quieren enzarzar en luchas partidistas, legitimar la victoria electoral o deslegitimarla; sembrar de duda sobre la autoría de la matanza; o cualquier otro interés exclusivamente partidista de nuestros queridos “pater patriae”.

Lo que realmente nos interesa (como supongo por obvio al 99% los españoles salvo a gran parte de los políticos de todos los partidos que solo se preocupan de sus intereses partidistas por lo que parece) es que cuando subamos al tren para ir al trabajo no nos explote el vagón, o que no nos intenten secuestrar el avión, o que donde compramos la recarga del móvil nos puedan copiar la tarjeta sim para piratear un detonador, etc. etc. etc. Después podremos hablar de sí el atentado fue debido a la política del anterior gobierno o si esta fue únicamente una excusa para atentar en una gran ciudad europea, etc. Lo que primero tienen que hacer en nuestra modesta opinión es aprender de los errores (que los hubo) para volver a evitar tales actos, ya que creemos que la excusa de la participación española en Irak no fue mas que el “casus belli” de estos asesinos que no se merecen mas que pasar el resto de su vida en una celda de 2x2X2.

La comisión no creemos que deba servir para averiguar quien fue el terrorista intelectual del acto, o quien proporciono los explosivos, o como actuaron logísticamente, etc.. Para eso están las diferentes investigaciones judiciales y policiales.

Lo que queremos saber de una vez es si los mandos policiales fueron o no competentes, si los incompetentes fueron los mandos políticos; si la Policía, Guardia Civil y diversos servicios de inteligencia (CNI y los respectivos de cada cuerpo de seguridad) están preparados para afrontar los nuevos conflictos y no caer en luchas “fraticidas” por llevarse la portada en los medios de comunicación o quien manipulo a quien si existió dicha manipulación (en función del color político de cada español se defiende una de las dos ideas de la “conspiración” tras el atentado). En definitiva las responsabilidades políticas para saber a quienes no debemos volver a dar nuestra confianza ante las nuevas citas electorales.

No nos debe valer la excusa que para proteger la reputación de nuestros servicios de seguridad haya que maniatar las labores de la Comisión. El hecho de que no se hagan públicos todos los datos no quiere decir que no se investigue. Es preferible hacer el ridículo ante el resto de países por negligentes y tras este ridículo, rehacer de nuevo los Cuerpos de Seguridad del Estado para que de verdad sean eficaces y no vuelva a suceder esto, a través de una excelente labor de inteligencia dentro de los cauces de un Estado de Derecho(nunca por guerras preventivas o por asesinatos selectivos ni demás actos ilegales).

Creemos que todo esto es lo que deseamos que se esclarezca y que no caigan en las luchas partidistas o de perpetuación en el poder de unos y otros, ya que todos los políticos son a fin de cuentas (o deberían ser) nuestros empleados ya que teóricamente nos sirven a nosotros y no nosotros a ellos para el desempeño de sus funciones como en ocasiones parece. Por esto esperamos que la Comisión funcione todo el tiempo que sea necesario para llegar a toda la verdad, sea cual sea esta y que los responsables políticos de haber permitido el atentado, o de haber manipulado la realidad para sacar réditos.

Saludos a todos.

Este articulo es un extracto de nuestra intervencion en Historia a Debate, Historia Inmediata: MAsacre de Madrid (7-9-04)