El Anticiclon de las Azores, las elecciones de Blair y el descalabro regional de Berlusconi.

El ciclo se va terminado. Dentro de unas semanas se confirmara si todos aquellos vaticinios que decían que quienes habían apoyado la Guerra de Irak iban a perder el poder.

El primero, señor Aznar lo perdió, pero eso era sabido puesto que había decidido no presentarse a unas nuevas elecciones. Quien tuvo que pechar con las consecuencias de la Guerra y de los errores que cometieron, sobre todo desde el otoño del 2001, fue su sucesor designado, señor Rajoy.

El segundo fue el señor Bush y sorpresivamente para tantos europeos entre ellos nosotros, no gano quien pensábamos no tanto para los norteamericanos tal vez, que era el señor Kerry y fue reelegido el anterior inquilino de la Casa Blanca.

El tercero será el señor Blair, que según podemos ver en El Mundo "Blair convoca elecciones generales en Reino Unido para el 5 de mayo" . Parece indicar que a pesar de cierto descrédito entre su electorado por los datos falsos que algunos no reconocen, como el señor Aznar usaron para justificar dicha guerra pero que desde el mismo gobierno norteamericano ya lo han hecho, la polémica con la BBC, el “suicidio” del doctor Kelly, los problemas internos en su partido por la guerra o por cuestiones personales, puede que vuelva a ganar las elecciones aunque con un margen estrecho.

Quizás esto sea debido a que la gestión política global del señor Blair (fuera aparte la polémica de la “caza del zorro”) sea aceptada o percibida por gran parte del electorado como positiva o que prefieran lo malo conocido, que al conservador sin conocer. Según avance el tiempo y se acerque a la fecha elegida, posiblemente tengamos muchos sondeos y puede que esta estimación del voto se vea modificada.

Lo cierto es que salvo el caso del señor Aznar, lo cual era conocido por todos, puede que los otros miembros del conocido como “Trío de las Azores” vuelvan a tener un refrendo electoral. De confirmarse esto, algunos deberían replantearse sus esquemas de análisis y en muchos casos, dejar de confundir sus deseos con la realidad o dejar de interpretar esta únicamente por su propio juicio. Quizás la presión sobre Blair haya sido menor de lo esperado, quizás no haya habido lo que se temía un gran retorno de soldados muertos o puede que hayan asumido que fue una guerra ilegal, pero que la situación en Gran Bretaña no esta peor, que cuando el Partido Laborista gano al Conservador y prefieran seguir dando su confianza a la “Tercera Vía”. El seis de mayo, tendremos la respuesta.

Quien no aparecía en la foto de las Azores y tuvo consulta electoral el pasado domingo y lunes, fue el señor Berlusconi, que parece que a pesar de sus intentos por defender la dignidad y la soberanía italiana, “la oposición derrota a Berlusconi en las elecciones regionales italianas” , como podemos leer en El Mundo hoy mismo. Quizás en este caso, a la inversa que en el de Blair, haya pesado su gestión social, económica, legal con blindaje para el Primer Ministro cuando abandone el poder, participación en la ocupación de Irak y sentimiento de humillación cuando un agente de inteligencia, el señor Calipari, murió tras haber liberado a una rehén. Puede que la gota que colmo el vaso, fue aquella declaración de retirada de tropas muy condicionada por otra parte y que quien había defendido la Soberanía Nacional italiana, tras una llamada, dijo que solo había expresado sus sus buenos deseos . Quizás su oportunismo esta vez le haya salido caro. En un año sabremos si seguirá o no en el gobierno. Quizás al señor Berlusconi el Anticiclón de las Azores le desplace de su cómoda posición.

Saludos a todos.